Mis bebés estrella


Los bebés estrella son aquellos hijos que no llegaron a nacer, los que se fueron al cielo desde el vientre materno.

Escribo este blog para contar desde mi experiencia, los sentimientos de una madre al afrontar la pérdida de un embarazo.

Éste es mi rincón de desahogo para superar el duelo.



12 jun. 2014

Cuando vuelve el dolor

Estoy embarazada de 17 semanas, se supone que el riesgo ha bajado considerablemente... pero los miedos van y vienen.

Hace unos días sentada en el auditorio y apunto de salir mi hijo de 3 años a actuar en el festival de fin de curso, noté un dolor muy fuerte en la parte derecha de la barriga, justo debajo de las costillas. La sala estaba abarrotada de papás y mamás ilusionados por la actuación con todas las cámaras de video preparadas y yo pensando qué me estaba pasando... Intenté relajarme, disfrutar del momento, al fin y al cabo el dolor era soportable y no notaba que estuviera manchando.

La actuación acabó y no pude disfrutar tanto como me hubiera gustado, aún así, el dolor pasó y al día siguiente empecé a notar pataditas, como si algo me rascara la barriga desde dentro... Esto es una buenísima señal.

Hoy, me he levantado algo incómoda, notaba una presión extraña en la barriga, y llevo toda la mañana con unos dolores que van y vienen, desde el centro de la barriga hasta el ovario derecho, y empiezo a darle vueltas a todo lo malo que puede pasar teniendo en cuenta el diagnósito que tengo, la remota posibilidad de un infarto placentario no se me va de la cabeza...

Al final consigo relajarme y pensar en otra cosa, me levanto de mi puesto en la oficina, me pongo un café y charlo con los compañeros... poco a poco el dolor y la angustia pasan y todo vuelve a la normalidad.

4 jun. 2014

¿Cuándo darse de baja?

He pasado por el médico de la empresa, para darle todas la novedades de la consulta de hematología, y me ha comentado algo que me ha sorprendido un poco.

Me dice que hable con mi jefe cuanto antes porque mi embarazo al ser de alto riesgo, teniendo en cuenta los antecedentes y el tratamiento que estoy llevando, lo normal es que cogiera la baja en breve. Y todavía queda por hacer entrevistas para encontrar a alguien que me sustituya y darle la formación. Además con el verano y las vacaciones de por medio el tiempo se agota.

Estoy de 16 semanas, y en poco tiempo llegaré al ecuador. Todos me dicen que estaré mejor y más tranquila en casa; pero yo no contaba con cogerme la baja tan pronto, necesito estar activa, necesito sentirme útil, y sobretodo tengo un cargo de conciencia de querer demostrar a mi empresa que aún estando embarazada puedo seguir el ritmo.

El médico me insistió que no queda tanto tiempo como parece y que debo plantear la situación a mi jefe. Y más si cabe cuando en mi anterior embarazo me dieron la baja en la semana 32 porque el estrés del trabajo me provocaba contracciones...

En menos de una semana tendré cita con la ginecóloga y le plantearé la situación, que ella me diga hasta qué punto es de riesgo seguir trabajando hasta casi el final del embarazo en mi situación, y si hay algún riesgo que me haga un informe para presentarlo a mi jefe.

30 may. 2014

Consulta Ginecólogo, 15 semanas

Hoy he pasado por el ginecólogo, pero no por la que me lleva el embarazo si no por otro. Por aquel que en su día me dijo que me tardaría en bajar la regla porque tenía un óvulo encapsulado.

Pues ni corta ni perezosa he pedido cita y me he presentado en su consulta, al entrar ha empezado una conversación de besugos de este tipo:

"Qué tal?" (sonríe)
"Embarazada" (sonrío más...)
"¡No!"
"¡Sí!, mira si está tardando en bajarme la regla!"

A partir de ahí el médico tan contento, pensado que iba a llevar mi embarazo con él y que iba a dar a luz con su equipo médico... (ni de coña)

Le cuento el tratamiento que estoy llevando y el seguimiento de gines, hematólogo y endocrino y alucina!! no tenía ni idea de estas cosas.

Me hace una eco y tarda lo suyo mira un montón de cosas y me da un montón de fotos. Y después de mirar y remirar nos dice que parece que es niño, pero que no quiere asegurar mucho porque está el cordón por medio y además no está bien colocado... (Bueno no sé si creermelo cuando hace unas semanas me dijiste que lo que veías era un óvulo encapsulado...)

Me propone que vaya a su consulta entre cita y cita con mi otra gine, así yo podría ver a mi cacahuete más a menudo y él podría aprender del seguimiento de mi embarazo... Pues sí, me parece buen trueque.

:)

24 abr. 2014

Cena de trabajo ¿y yo dónde meto todo esto?

Hoy tengo cena de trabajo. Un compañero se jubila, bueno... llámalo X. Llegas a una edad, que la empresa considera que es mejor liquidarte; pero a ti te hacen polvo porque tan solo tienes 54 años, ¿qué haces el resto de años hasta que tengas edad suficiente para jubilarte? La situación es ésta y son lentejas.

El caso es que nos vamos todos los compañeros de cena para despedirnos de él y claro aún no he dado la noticia en el trabajo. Por las mañana no se me nota nada de barriga pero por las tardes hace su aparición estelar... y ¿dónde meterla sin que se note?

Pues acabo poniendome uno de mis pantalones más anchos, que ya de anchos no tienen nada y un blusón, tan mona yo me voy de cena corriendo el riesgo de acabar dormida encima de los entrantes, con el sueño que da esto del embarazo.

Platito de jamón va, platito de jamón viene, y todos diciendome coge coge!!.... No, gracias, ya he probado antes y está buenísimo... ¡¡mentira!! lástima de toxoplasmosis :(

Y con cuidado de qué como y qué huelo porque la sensibilidad está a flor de piel y a la mínima se me viene todo para arriba... arrggg, qué asquito.

Terminamos de cenar y entre regalitos, abrazos y fotos varias, salimos del restaurante casi a las 2... Todavía queda la vuelta a casa y el madrugón del día siguiente... me quería morir!

Por cierto, nadie sospechó nada :)

8 abr. 2014

Vómitos y náuseas ¿buena señal?

Llevo unos días revuelta y con agobios, tanto que hay días que acabo vomitando. Lo bueno es que la náuseas no son matutinas, por lo que evito salir corriendo al baño estando en la oficina (cosa que le pasó a una compañera y fue tema de conversación hasta más allá del primer trimestre...). Lo malo, es que es son al caer la tarde, justamente cuando estoy con mi hijo en casa; y claro el pobre viene siempre detrás a ver qué le pasa a mami... La última vez, el pobre me dijo que si estaba malita, él me cuidaba y me daba "Apire".

La poca gente que sabe que estoy embarazada y que sabe lo de las náuseas, me dice que esto es buena señal; pues francamente no lo sé, porque esto es algo que en el embarazo de mi hijo no lo viví, pero sin embargo en los otros embarazos que perdí me pasó alguna vez. No demasiadas veces, porque tampoco dió mucho tiempo...

Sea como sea, bendito embarazo, a pesar de las náuseas...

5 abr. 2014

Hipotiroidismo oculto ¿qué es?

PLANIFICACIONDE EMBARAZO Y ESTUDIO DEL TIROIDES.

Introducción.

Actualmente todos los autores coinciden en que el hipotiroidismo sin tratar, aunque sea de grado incipiente, puede ocasionar abortos precoces en el primer trimestre del embarazo.

En el siglo XXI y en nuestra sociedad los embarazos no son acontecimientos casuales; una pareja decide cuando quiere tener un niño y lo planifica. Pues bien, en esa planificación tiene que incluirse un estudio previo de su función tiroidea incluyendo valoración de anticuerpos antitiroideos. Lo repetiré hasta el aburrimiento.

Estoy pensando en quedarme embarazada.

Si ha decidido quedarse embarazada tiene que prepararse. Es muy conveniente que vaya a su ginecólogo/a que se encargará de hacerle un chequeo analítico. En ese chequeo tiene que pedirle inexcusablemente un perfil analítico tiroideo. Valoración de T4-Libre, TSH y anticuerpos antitiroideos TPO y antitiroglobulina. Es importante que se lo recuerde, pero mucho más importante que insista.

Es importante que sepa que actualmente es admitido, por los organismos internacionales de mayor solvencia, que el rango de normalidad de la TSH se encuentra entre 0.3 y 2.5 mUI/ml. Puede ser que en el impreso de su análisis diga que el límite superior de la normalidad es 5.0 mcU/ml y puede ser que su médico acepte este valor como normal, pero desde 2002 los límites de la normalidad se han modificado y es posible que al analista o al ginecólogo/a no le haya llegado aun la información. Insisto y téngalo en cuenta porque es muy importante: si su TSH es mayor de 2.5 mcUI/ml su tiroides está funcionando mal, y Vd. tiene un hipotiroidismo oculto y, a ese problema, habrá que ponerle solución antes de quedarse embarazada.

No diga: “si yo estoy bien y no tengo ninguna molestia ¿Porque tengo que empezar a tomarme unas pastillas de Levotiroxina? Pues muy sencillo, para que si te quedas embarazada no tengas un aborto. Cuando haya nacido su bebé podrá tomarse las pastillas o dejarlas, pero mientras dure el embarazo Vd. necesita una mayor cantidad de hormona tiroidea en sangre y su tiroides va justito y no puede aumentar la producción.

Tiroides de la Madre.- Modificaciones inducidas por el embarazo.

Aunque Vd. sea una mujer absolutamente normal, el embarazo para su tiroides es un impacto importante. Pero no se preocupe, su cuerpo está preparado para eso y para más. Eso de la igualdad de sexos no es del todo cierta, la mujer está mejor preparada fisiológicamente que el hombre.

El embarazo se acompaña de la influencia de una serie de factores específicos que en conjunto suponen un estímulo importante del tiroides de la mujer embarazada.

El primer factor, que influye, sobre todo en el primer trimestre, es la estimulación del tiroides por una hormona que se produce en la placenta, la gonadotropina coriónica Vamos a hablar un poco de ella. Su producción comienza inmediatamente de la concepción, a los 2/3 días. Es precisamente esta hormona la que se detecta en sangre o en orina y es la base de las pruebas de embarazo. Pues bien, la gonadotropina coriónica se parece muchísimo a la TSH y puede estimular al tiroides. Aproximadamente un 18 % de las embarazadas tienen durante el primer trimestre un ligero estímulo del tiroides que pasa desapercibido entre las otras molestias que la embarazada siente. Puede haber una ligera elevación de la T4 y una frenación de la TSH en este primer trimestre que es normal y no debe de confundirse con un hipertiroidismo. En el segundo y tercer trimestre bajan los niveles de gonadotropina coriónica y el cuadro tiende a remitir.

En el segundo y tercer trimestre también hay factores que modifican la función del tiroides, pero son de otro tipo. Aunque no está totalmente claro, en este problema podrían estar implicadas las propias hormonas femeninas, fun­damentalmente los estrógenos. Las hormonas tiroideas circulan en sangre en su mayor parte unidas a una proteína que se llama TBG (Tiroxin Bindig Globulin o globulina fijadora o transportadora de la tiroxina), pues bien en el embarazo las cifras de TBG se disparan, entre las 16/20 semanas de la gestación la cifra de TBG en sangre se multiplica. En estas circunstancias las cifras de T4 y T3 en sangre se alteran y pueden dar la falsa impresión de una alteración funcional. Pero este problema está resuelto, porque la T4-Libre no se modifica y sigue estando normal.

Por los motivos que hemos citado anteriormente el tiroides de la madre durante el embarazo “va forzado”. Se calcula que el tiroides de la embarazada tiene que producir entre un 30% y un 50 % más de tiroxina que en condiciones normales. Para mantener estabilizado el nivel de T4-Libre en sangre,tiene que aumentar su ritmo de producción y además la madre transfiere al feto una parte de sus hormonas, no mucha, pero la suficiente para mantener un desarrollo normal, si el feto tuviera problemas con su tiroides.

En el embarazo el tiroides de la madre puede crecer un poco. No siempre pero quizá en un 10 - 15 % de los casos.

Abortos del primer trimestre de embarazo.-

Si durante el embarazo su tiroides tiene que aumentar su ritmo de trabajo entre un 30 % y un 50%, y Vd. tiene un hipotiroidismo, aunque sea de grado mínimo, y su tiroides no es capaz de producir más hormona tiroidea, el embarazo fracasará, Vd. tendrá un aborto precoz, y eso ocurre entre la semana 8ª y la 10ª. Y esto se le repetirá una y otra vez.

Regulación de la Función Tiroidea en embarazadas con falta de yodo.

Hablo de este tema con amplitud en el capítulo del niño, pero lo vuelvo a recordar aquí, ya que se cita en el informe de la AECC.

En condiciones normales, como anteriormente he indicado, el moderado sobre esfuerzo que se pide al tiroides no supone ningún problema, pero si hay una deficiencia en yodo la situación es diferente. El tiroides de la madre es insuficiente para fabricar la cantidad de hormona necesaria, porque no tiene yodo suficiente y sin material no se puede hacer una casa. La TSH de la madre se eleva y el tiroides de la madre crece. Al niño le pasa lo mismo y también puede nacer con un pequeño bocio, aparte de los problemas de desarrollo que haya podido tener.

Las necesidades de yodo de una mujer normalmente son de 150 micro­gramos diarios, la embarazada necesita 200 microgramos. La suplementación de yodo a lo largo de todo el embarazo y durante la lactancia puede resolver ese problema. Prácticamente todos los ginecólogos/as la prescriben. Si no fuera así, coménteselo.



Fuente: www.tiroides.net

4 abr. 2014

La tiroides influye (y mucho) en un embarazo

Quiero dejaros el enlace de una página web que a mí me está ayudando mucho a entender cómo la tiroides puede influir en la fertilidad.

http://www.tiroides.net/

Espero que sea de vuestra ayuda.

2 abr. 2014

Las primeras veces de Heparina

Cuando me enteré de que estaba embarazada, una de las primeras cosas en las que pensé fue en la heparina. Tengo que pincharme todos los días, recuerdo cuando cogí el prospecto y empecé a leer de cómo se hacía y me fijaba en los dibujos... ufff, y esto todos los días??

Saco la jeringa del envase, quito el plástico protector, quito el capuchón y veo la aguja... Arrggg toda esa aguja tengo que pincharme! me va a doler!...

Empiezo a darle golpecitos para que la burbuja se coloque en su sitio correcto (eso pone en el prospecto, ¿pero cuál es su sitio correcto?)

Me cojo un pellizco de carne de la zona del ombligo y tanteo con la aguja... ¡esto me va a doler! Y pum, pincho despacio, hasta que voy notando cómo entra... voy aprentando el plástico que empuja la heparina hacia dentro, despacito, y noto una sensación muy extraña en la mano que sujeta el pellizco de piel, noto cómo va entrado la heparina... ¿y esto todos los días?

Merecerá la pena si dentro de unos meses tengo a mi bebé en brazos. Después de más de dos semanas semana, ya llevo dos cajas de heparina puesta. Y cada día ha sido diferente. Un día me ha dolido más, otro menos; un día no me ha dejado nada de señal (sólo el agujerito del pinchazo), otros días he acabado con un hematoma bastante considerable...

He leido que aplicando un poco de hielo antes de pinchar se puede mitigar el dolor, así que mañana probaré. Por cierto, me han recomendado que nada de Thrombocid, aunque es aplicación local y en crema, no debería pasar nada; pero en el prospecto pone que no se han realizado pruebas determinantes en embarazos. Asi que nada, más vale prevenir.

Durante la semana pasada hice el cambio de hora para ponerme los pinchazos, me recomendaron que no había que apretar con una algodón ni frotar después del pinchazo, ya que la heparina provocaría un hematoma, por eso pensé que si me ponía la heparina por las noches en lugar de por las mañanas, el pijama no me apretaría como la ropa de calle y así evitaría el cardenal. Lo que hice fue adelantar cada día una hora el pinchazo, fue un poco tostón porque me tenía que levantar a las 6, a las 5, a las 4, a las 3 de la mañana... cada día para que por fin, pudiera ponermela a las 11 de la noche antes de irme a la cama... Pero bueno, en una semana tenía el cambio de horario hecho, y los resultados son fantásticos. Ya no me sale nada de hematoma. Por lo que si tú que me estás leyendo tienes que ponerte heparina, intenta hacerlo por las noches, que el pijama es más holgado, no te apreta; y además recuerda no tocar ni apretar la zona del pinchazo después de la inyección. Mano de Santo.

Otra vez dolor y mucho miedo

He estado los últimos días con un dolor muy fuerte en el bajo vientre, sobretodo por las tardes. No era como de regla que en teoría es lo normal, era más fuerte. Y me asustaba.

Intentaba paliar el dolor echándome un ratito en el sofá o en la cama, tranquila, sin nada que me molestara e intentaba pensar en positivo: "Venga mientras no manches no hay peligro".

Pasados 20-30 minutos el dolor pasa, y puedo volver a levantarme tranquila, aunque alguna molestia continuara.

He tenido miedo.... ¿y si este dolor siginifica algo? Bueno, como siempre intento pensar en otra cosa, hay que ser positivos, estoy con un tratamiento que me está ayudando a llevar un embarazo "normal". Así que ¿qué puede salir mal?

31 mar. 2014

Visita al ginecólogo

Hace unas semanas pedí cita en el Hospital Sur de Alcorcón, un hospital privado, que me pilla a unos 30 minutos de casa.

Había hablado con una par de personas que habían sido tratadas allí, una de ellas dio a luz uno de sus hijos, y bueno, las experiencias no habían sido malas. Así que pedí cita para ver qué tal.

Llegó el día de la consulta y la primera impresión del hospital fue realmente angustiosa.

En el edificio de consultas los pasillos estaba antiborrados de gente. había mucho descontrol, sillas de ruedas por medio de los pasillos, la chica del mostrador con unas pintas "poco adecuadas" para la atención al paciente...

Entramos en la consulta y intenté explicar a la ginecóloga mi historial... un ectópico, un parto, 3 abortos... y le comento que estoy embarazada de nuevo. Me pide que me desvista de cintura para abajo y me suba a la camilla para una eco.

¡Qué dolor! Mira que he pasado por ecografías vaginales y nunca nadie me había hecho tanto daño... Ve el embrión, veo que hay latido ¡¡sí!! yo feliz... Y ella me dice (entre otras perlas...) que "bueno, es demasiado pequeño para el tiempo del que estás y total, si pierdes este embarazo también, pues tampoco pasa nada".

¿¿Quéee?? ¿Cómo se puede ser tan insensible? ¡Que se dedique a plantar patatas! pensé. Al menos las patatas no tienen sentimientos.

Me dio un volante para hacerme una eco una semana después, pero evidentemente no cogí la cita. No quiero que una persona como ella lleve mi embarazo.

A pesar de todo, salí de la consulta contenta, al fin y al cabo, he visto a mi lentejita latir con fuerza. :)

Mi chico ese mismo día se encontraba fatal de la espalda, así que aprovechamos y pasamos por urgencias a ese mismo hospital. Y lamentablemente más de lo mismo: pasillos atestados de gente, pediatría mezclado con adultos, descoordinación total entre la gente del hospital...

En fin, lástima de hospital privado, que atiendan peor que en la seguridad social.

28 mar. 2014

Nuestro secreto

Nadie sabe que estamos embarazados de nuevo, tan solo mi médico del trabajo y el jefe de mi marido. Y no os imgináis lo complicado que es guardar este secreto...

Llevo unos meses haciendo pilates, y desde que me enteré que estamos embarazados he dejado las clases, por evitar esfuerzos en la zona abdominal. Y claro, a mi padre no le convence mucho la escusa que le he puesto y es que (le he dicho), tengo que estudiar inglés. Mi suegra quiere estar al tanto de todo lo que nos dice la inmunóloga, y claro, alucina cuando le cuento tantos detalles del problema que tengo, tantos nombres raros y tantas pastillas que me tengo que tomar... Además con el retraso que tuve en la regla, el mioma, ya nos ha preguntado varias veces que si no me bajaba la regla porque estaba embarazada... (efectivamente ea así), pero la mentimos piadosamente y la dijimos que al final bajó.

Tengo que tener mucho cuidado con los medicamentos, que nadie vea la caja de heparina empezada, ni los capuchones de las inyecciones en el cubo de la basura, ni que nadie me vea ningún moratón en la barriga por los pinchazos...

Los moratones me los ha visto nuestro peque, que ya tiene casi tres años, y sabe más que los ratones coloraos... Y claro, mamá vuelve a tener pupa en la tripa... Esperemos que no empiece a soltarlo por ahí, yo le cambio de tema para que no le dé importancia y se olvide.

¿Y por qué guardamos el secreto? Pues primero porque aunque estamos muy felices con este embarazo, tenemos miedo a que volvamos a perderlo. Y bueno, sabemos que si lo perdemos los más allegados se van a enterar igualmente pero no queremos que la noticia vaya más allá de los más allegados. Y segundo, porque yo entiendo perfectamente que cuando hay un embarazo y más con mis antecedentes todo el mundo esté preocupado y pregunte, pero claro, a mí eso me llega a agobiar un poco, los días pasan mucho más despacio y no veo el momento de ir al médico y que me confirmen que va todo bien.

Asi que de momento hemos decido no decírselo a nadie, estar tranquilos, confiar en el tratamiento y que vayan pasando los días hasta que se vaya el peligro. ¿Cuándo daremos la noticia? Pues no lo sé, hay días que me gustaría comentarlo, pero hay otros que prefiero esperar... También depende de cómo vaya creciendo, en los otros embarazos me hinché enseguida, con este la cosa va más despacio. Ahora estoy de dos meses si llega y todavía me puedo poner mi ropa sin tener que desabrochar ningún botón.

27 mar. 2014

Frío, mucho frío

Recuerdo el embarazo de mi hijo Andrés con muchísimo calor, y eso que me quedé embarazada en Agosto y dí a luz en Mayo, quiero decir, que la mayor parte del embarazo fue invierno, y pasé muuuucho calor.

Sin embargo, ahora tengo tanto frio que me tiro todo el día con la bata puesta en casa, hay ratos que me dan auténticos escalofríos, y eso me hace pensar mal, que haya algo que no vaya bien con el embarazo.

Creo que es normal que tenga tanto miedo a un nuevo fracaso, cualquier cosita que noto en la barriga hace que me pare, me siente y repose un rato. No hago ningún movimiento brusco ni cojo peso... Vuelvo a no darle a mi hijo mayor todo lo que se merece, pero confío que esta sea la vencida.

Otra cosa que me da muchísimo miedo es ir al baño, sentarme y mirar mi ropa interior. Parece absurdo pero a veces alargo lo más que puedo ese momento y voy al baño cuando ya no puedo aguantar más. Tengo miedo de mirar la ropa interior y que esté manchada, que haya sangrado, que todo se vaya al traste.

Intento ser positiva, esta vez es la vencida, pero todos los días paso más de un ratito de miedo, por algo que noto en mí.

23 mar. 2014

Vitamina D, la vitamina del Sol

La vitamina D es una vitamina liposoluble, es decir, que se almacena en el tejido graso del cuerpo. La vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio. El calcio y el fósforo son dos minerales esenciales para la formación normal de los huesos.

Durante toda la niñez, el cuerpo utiliza estos minerales para producir huesos. Si usted no obtiene suficiente calcio o si el cuerpo no absorbe el calcio suficiente de la dieta, la producción de hueso y los tejidos óseos pueden sufrir. La deficiencia de vitamina D puede llevar a osteoporosis en adultos o raquitismo en niños.

El cuerpo produce la vitamina D cuando la piel se expone directamente al sol. Por eso, con frecuencia se denomina la vitamina de la "luz del sol". La mayoría de las personas satisfacen al menos algunas de sus necesidades de vitamina D de esta manera.

Muy pocos alimentos contienen vitamina D de manera natural. En consecuencia, muchos alimentos son enriquecidos con esta vitamina. Fortificado o enriquecido quiere decir que al alimento se le han agregado las vitaminas.

Los pescados grasos (atún, salmón y caballa) están entre las mejores fuentes de vitamina D. El hígado de res, el queso y las yemas de los huevos suministran pequeñas cantidades. Los champiñones proporcionan algo de vitamina D. El contenido de vitamina D también se está reforzando por la exposición de ciertos hongos disponibles comercialmente a la luz ultravioleta. La mayor parte de la leche en los Estados Unidos viene fortificada con 400 UI de vitamina D por cuarto. Debe tenerse en cuenta que los alimentos a base de leche, como el queso y el helado, no suelen ser fortificados. La vitamina D se le agrega a muchos cereales para el desayuno y a algunas marcas de bebidas de soya, jugo de naranja, yogur y margarina. Revise la tabla de información nutricional en la etiqueta de los alimentos.

Efectos secundarios

Demasiada vitamina D puede hacer que los intestinos absorban demasiado calcio, lo cual puede provocar niveles altos de este mineral en la sangre. Los niveles altos de calcio en la sangre pueden llevar a que se presenten: •Depósitos de este mineral en los tejidos blandos como el corazón y los pulmones. •Confusión y desorientación. •Daño a los riñones. •Cálculos renales. •Náuseas, vómitos, estreñimiento, inapetencia, debilidad y pérdida de peso.

Recomendaciones

De 10 a 15 minutos de exposición al sol tres veces a la semana son suficientes para producir los requerimientos corporales de esta vitamina. Es necesario que el sol alumbre sobre la piel de la cara, los brazos, la espalda o las piernas (sin protector solar). Debido a que la exposición a la luz solar es un riesgo para el cáncer de piel, usted debe usar protector solar después de unos cuantos minutos en el sol. Es posible que las personas que no viven en lugares soleados no produzcan suficiente vitamina D. La piel expuesta a la luz solar en espacios cerrados a través de una ventana no producirá vitamina D. Los días nublados, la sombra y tener la piel oscura igualmente disminuyen la cantidad de vitamina D que la piel produce.

Dado que la vitamina D puede provenir de sol, la comida y los suplementos, la mejor medida del estado de dicha vitamina en una persona son los niveles sanguíneos de una forma conocida como 25-hidroxivitamina D.

Los niveles sanguíneos se describen ya sea como nanogramos por mililitro (ng / mL) o nanomoles por litro (nmol / L), donde 0,4 ng / mL = 1 nmol / L. Los niveles inferiores a 30 nmol / L (12 ng / ml) son demasiado bajos para los huesos o la salud en general, y los niveles por encima de 125 nmol / L (50 ng / ml) son probablemente demasiado altos. Los niveles de 50 nmol / L o superior (20 ng / ml o superior) son suficientes para la mayoría de los individuos.

Fuente: Wikipedia.

21 mar. 2014

Síndrome Antifoafolipídico (SAFL)

Sacado de Wikipedia...

El síndrome antifosfolípidos es una enfermedad autoinmune en la cual los anticuerpos antifosfolípidos (anticuerpos anticardiolipinas y anticoagulante lúpico) reaccionan contra las proteínas que se unen a los fosfolípidos aniónicos de las membranas celulares. Como en muchas enfermedades autoinmunes, es más frecuente en las mujeres que en los hombres.

El síndrome antifosfolípidos o síndrome de anticuerpos antifosfolípidos (SAFL), también llamado a veces síndrome Hughes, es un estado autoinmune de hipercoagulabilidad causado por anticuerpos dirigidos contra los fosfolípidos de las membranas celulares. Este estado provoca una susceptibilidad aumentada a la formación de coágulos intravasculares (trombosis) tanto en arterias como en venas como así también complicaciones relacionadas con el embarazo tales como abortos espontáneos, muerte fetal, partos pretérmino, o preeclampsia severa.

El síndrome ocurre debido a un desorden autoinmune que conduce a la producción de autoanticuerpos dirigidos contra unos componentes de las membranas celulares llamados fosfolípidos (anticuerpos antifosfolípidos o aPL). En concreto, la enfermedad se caracteriza por dos grupos de anticuerpos, los llamados anticuerpos anticardiolipinas dirigidos contra un componente de las membranas de las mitocondrias, la cardiolipina y los llamados anticoagulante lúpico, que son un grupo heterogéneo de anticuerpos dirigidos contra complejos fosfolípido-proteína que tienen la característica de dificultar la cascada de coagulación en ensayos hechos in vitro, entre estos últimos anticuerpos destacan los anticuerpos anti apolipoproteína H también llamados anti-β2 glicoproteína I.

El término "síndrome antifosfolípido primario" se utiliza cuando el SAFL ocurre en ausencia de otras enfermedades autoinmunes, mientras que el término "síndrome antifosfolípido secundario" se utiliza cuando el SAFL ocurre en el contexto de otras enfermedades autoinmunes tales como el lupus eritematoso sistémico (LES).

En algunos casos raros, un SAFL puede conducir a un fallo multisistémico (fallo de múltiples órganos), súbito debido a trombosis generalizada; en este caso se suele utilizar el término síndrome antifosfolípidos catastrófico, y presenta un alto riesgo de vida. El síndrome antifosfolípidos puede causar trombosis arteriales o venosas en cualquier sistema de órganos, o complicaciones en el embarazo. En pacientes con SAFL el evento venoso más frecuente es la trombosis venosa profunda de extremidades inferiores, mientras que el evento arterial más frecuente es el accidente cerebrovascular.

En mujeres embarazadas afectadas por SAFL, pueden ocurrir abortos espontáneos antes de las 20 semanas de gestación, mientras que luego de transcurridas las 20 semanas predomina la preeclampsia. También suelen reportarse infartos de placenta, partos prematuros y muerte fetal en mujeres con SAFL. En algunos casos pareciera que el síndrome antifosfolípidos podría haber sido causa de retraso en el desarrollo o incluso de retraso mental en el recién nacido debido a una inhibición de los trofoblastos inducida por los anticuerpos antifosfolípidos.

Tratamiento: Muy frecuentemente esta enfermedad es tratada prescribiendo aspirina para inhibir la activación plaquetaria, y/o warfarina como anticoagulante. El objetivo del tratamiento profiláctico es mantener el RIN del paciente entre 2,0 y 3,0. Sin embargo no es frecuente hacerlo con pacientes que no presentan ninguna clase de síntomas trombóticos. Durante el embarazo, se utilizan heparinas de bajo peso molecular y aspirina en bajas dosis en lugar de warfarina, debido a la teratogenicidad de la warfarina. A las mujeres que han experimentado abortos espontáneos recurrentes se les avisa que comiencen a tomar aspirina e inicien el tratamiento con heparina de bajo peso molecular apenas reconozcan que desaparece su ciclo menstrual. En los casos refractarios se puede utilizar la plasmaféresis.

19 mar. 2014

Consulta con Sánchez Ramón

He visto de nuevo a la inmunóloga y le he llevado los resultados de una analítica que me había pedido para completar datos. La sorpresa ha sido que todo está bien, a excepción de la Vitamina D, que está bajísima, muy por debajo del deficiente, así que me receta una vitamina D3 de herbolario para que me tome dos cápsulas al día (el doble de la dosis normal), hay que subir ese valor como sea. Hay que tener en cuenta que la heparina en tratamientos prolongados puede causar osteoporosis, y si a ello le sumamos el déficil de Vitamina D (que es la encargada de que el cuerpo asimile el cálcio)... pues apaga y vamonos. Los valores de las anticardiolipinas ahora salen bien, pero como el año pasado estaban altos, hay que seguir tratándolos ya que es un síndrome que está ahí aunque los valores se regularicen. Por lo demás todo bien, le he comentado que finalmente nos hemos quedado embarazados (antes de lo que pensábamos), y le confirmo que he cambiado el tratamiento según me explicó en la anterior consulta. Me da una analítica que me tengo que hacer a mitad de cada trimestre de embarazo, y quedamos en enviarle los resultados del primer trimestre por mail y nos vemos con los resultados del segundo trimestre. Me da mucha confianza esta doctora, por fin alguien sabe lo que me pasa, me entiende y no me mira con cara de loca cuando digo que a pesar de todos los abortos quiero seguir intentando el embarazo.

15 mar. 2014

¿Positivo?

Hoy me he levantado un poco rara, con dolor de pechos y síntomas de que me fuera a bajar la regla... (pero había algo ya familiar), me he hecho un test de embarazo por salir de dudas y ahí estaban las dos rayitas... ¿positivo? no me lo puedo creer. Me debía haber bajado la regla hace 15 días, llevo una semana haciendome test de embarazo casi a diario, incluso de los super digitales que anuncian por la tele... y todos salían negativos. El ginecólogo vio esta semana un "ovulo encapsulado" agarrado en la matriz, y que tardaría en bajar la regla... Y ahora me da un test de los baratillos positivo, positivo y bien marcado... me muero de miedo. Tendría que haberme puesto la heparina lo antes posible y ahora voy a empezar quince días después de la falta porque los test no han detectado el embarazo antes. ¿Y si no estoy embarazada? Y si mi cuerpo está tomando ese óvulo encapsulado como si fuera un embarazo pero no lo es. Y si es cierto que estoy embarazada pero hay algún problema y los test no lo han detectado antes por eso... Mil dudas y mil miedos, pero intento ser positiva y cambio el tratamiento tal y como me dijo la inmunóloga: una inyección de heparina diaria y el Femibiom en lugar de Hdrolixil. Por cierto, ¡menuda sensación al ponerme la inyección de heparina! ufff, me sale un pequeño hematoma. Aún así, tener que pincharme todos los días valdrá la pena si voy a tener a mi bebé en brazos. Este es mi sexto embarazo. En ese momento me escribe mi chico que está fuera y haciendome una gracia me llama "gordi, gordi"... "¿Gordi, gordi? pues mira..." Y le mando una foto del test... hablamos y quedamos en mantenerlo en secreto de momento, por evitar agobios. Mañana por la mañana pediré cita con el ginecólogo y el miércoles veré a la inmunóloga. Espero que esta vez vaya todo bien, ¡tiene que ir bien! :)

11 mar. 2014

Vuelta al ginecólogo

Esta tarde he pasado por el ginecólogo, por uno de los muchos que me han visto hasta ahora. Y le he elegido a él porque ha sido el único que después del segundo aborto natural intuyó qué podría estar pasando y me puso un tratamiento profiláctico (adiro y progesterona). Le he llevado todas las pruebas (no había visto los resultados de algunas), y le he contado que después de pasar por su consulta el verano pasado, me quedé embarazada de nuevo, me puse el tratamiento que me mandó, y nuevamente perdí el embarazo a las 8 semanas (con legrado posterior). Respuesta de él... "Vaya hija, madre mía por todo lo que estáis pasando..." Le he contado que he empezado a ir a la consulta de la inmunóloga Silvia Sánchez Ramón y le he comentado las pautas que me ha puesto ella, y la causa por la que cree que estoy perdiendo los embarazos; y parece que no se ha quedado muy convencido. En fin, según él eso no está demostrado al 100%... Y digo yo, ¿un tratamiento profiláctico sí? Le dije que esta doctora lleva más de 18 años tratando abortos de repetición y algo de idea tendría, y me ha mirado de reojo... Al tema, le cuento que ya me estoy poniendo el tratamiento que me dijo Sánchez Ramón y que estoy esperando que me baje la regla, para volver a intentar el embarazo. No me baja la regla desde ha 48 días... ¡¿48 días?! Me hace una eco, y resulta que si se puede tener algo más, ahí estoy yo pa'llevarme todo lo malo... Resulta que el ovulo que ovulé hace unos 20 días, lo tengo encapsulado en la matriz, así que ya bajará cuando quiera, no hay ningún tratamiento que pueda hacer que baje. Y para colmo de males, una manchita que tengo en la matriz, ¡es un mioma! Pues nada, "ajo y agua". Por el momento no es demasiado grande por lo que no tendría que dar problemas, pero ahí está.

9 mar. 2014

Vivir otras pérdidas

Me acabo de enterar de que el jugador de fútbol Andrés Iniesta y su mujer han perdido el bebé que esperaban a los 8 meses de gestación. Se me cae el mundo encima. El verano pasado, tuvimos en la familia un caso muy parecido, venían niño y niña, y el niño falleció a los 7 meses y medio. Es muy duro perder un embarazo, me refiero a tener abortos como me ha pasado a mí a los dos meses, pero perder un hijo a los 8 meses de gestación tiene que ser terrible. No me quiero imaginar por lo que deben pasar estos padres. He leido casos similares en foros de pérdidas, y siempre pienso en contestar en el hilo y dar el pésame y decir cuánto lo siento, pero me parecen unas palabras tan pequeñas para un sufrimiento tan grande...

5 mar. 2014

¿Qué son? Cardiolipina y Glicoproteína

Los anticuerpos anticardiolipinas (aCL) son un tipo de anticuerpo de tipo antifosfolípido (aFL). Este tipo de anticuerpos reconocen de forma específica los fosfolípidos que forman las membranas celulares. Los anticuerpos anticardiolipina reconocen y atacan la cardiolipina, un tipo de fosfolípido cargado negativamente que se encuentra en la membrana interna de las mitocondrias, bajo esta apreciación los anticuerpos anticardiolipinas podrían ser considerados también como un tipo de anticuerpo antimitocondrial. La anticardiolipina es una inmunoglobulina adquirida asociada a la formación de coágulos en el interior de los vasos sanguíneos (trombosis) dentro de condiciones autoinmunes y en diferentes enfermedades como la sífilis, el síndrome antifosfolípidos, vasculitis livedoide, insuficiencia vertebrobasilar, síndrome de Behçet, abortos espontáneos idiopáticos, y lupus eritematoso sistémico(LES). Estos anticuerpos también están relacionados con infecciones, determinados tipos de neoplasias e incluso se presentan en pacientes sin ninguna patología asociada. Un anticuerpo o inmunoglobulina es una proteína con forma de Y que se compone de dos cadenas pesadas y dos de ligeras. La región variable permite que un anticuerpo reconozca su antígeno correspondiente. Los anticuerpos anticardiolipina se pueden clasificar de dos maneras: 1. Como IgM, IgG o IgA, dependiendo del isotipo de anticuerpo involucrado. 2. Como dependientes o independientes de la β2-glicoproteína I, dependiendo de si pueden ligarse a las cardiolipinas en presencia o en ausencia de β2-glicoproteína I. Los criterios clínicos para realizar la prueba de la anticardiolipina son episodios trombóticos o trombocitopenia, abortos reiterados, inflamación en las extremidades y dificultades respiratorias. También es aconsejable en aquellos pacientes que cursan una reacción autoinmune sumadas a la prueba del anticoagulante lúpico. Si el resultado es negativo significa que en ese momento el paciente no tiene anticuerpos anticardiolipina y si el resultado es positivo pero con niveles de aCL moderados o bajos pueden estar asociados a diversos procesos como infecciones, efecto de fármacos. En cambio, si los niveles observados son elevados y significativos es indicador de que el paciente los tendrá de forma persistente. La detección de aCL se basa en el reconocimiento de tres tipos de anticuerpos anticardiolipina (IgG, IgM e IgA) que son los anticuerpos antifosfolípido más frecuentes que se producen ante una infección. El riesgo que presenta el desarrollo de estos autoanticuerpos contra la cardiolipina (fosfolípido que interviene en los procesos de coagulación ) puede aumentar el número de episodios de formación de trombos.[9] La presencia de anticardiolipina en las mujeres, puede provocar la pérdida prematura o tardía del embrión durante el embarazo. Esto se debe a la afectación de las arterias uterinas que irrigan la placenta, causando que el feto no reciba los nutrientes ni el oxígeno necesarios para su desarrollo, ya que se forman coágulos que impiden el paso de sangre.

26 feb. 2014

Consulta de inmunología

Hemos estado en la consulta de la Inmunóloga Sílvia Sánchez Ramón en la clínica Ruber de Madrid. Había leído muchísimo de ella en foros de abortos en internet, desde hacía varios meses. De hecho pienso que quizá si hubiera pedido cita con ella después del tercer aborto, ahora mismo estaría ya a punto de dar a luz de mi segundo hijo, en lugar de haber abortado el pasado mes de octubre... Quién sabe. La primera impresión fue muy buena, es una mujer muy dulce, tranquila, que te hace estar tranquila y que se nota que lleva muchos años dedicándose a los abortos de repetición. 18 ni más ni menos. Primero le contamos el motivo por el que estábamos en su consulta y nos hizo un montón de preguntas. Algunas un poco curiosas, del tipo de si tengo mucho estrés, si noto la piel muy seca, o si se me cae el pelo abundantemente. Le explicamos nuestra historia y fue tomando notas, cuando le explicamos el tercer aborto del verano pasado y le enseñamos las pruebas que nos hicieron después lo vio clarísimo. Había unos valores que aunque estaban dentro del rango, quedarían fuera de él en caso de embarazo, por lo que se pondría en riesgo al embrión, y es precisamente eso lo que ha estado ocurriendo. Anticuerpos anti Cardiolipina IgC --- 4,9 (negativo: <20; Positivo bajo 20-40; Positivo moderado: 40-80; Positivo alto: >80) Ac anti beta 2 Glicoproteína IgC --- 11,5 ( <20) Para Sánchez Ramón, el primero sería un valor indeterminado, y el segundo un valor positivo bajo. Por lo que habría que tenerlo en cuenta para los embarazos. Me dijo que con estos valores, el 90% de mis embarazos se pararían en el segundo mes, debido a estos anticuerpos; pero que ella había tratado a muchas mujeres en mi misma situación y que casi todas ellas consiguieron a su bebé sin problemas con un tratamiento adecuado. Me eché a llorar. No había nada que me podían decir que me alegrara más. Después de ver todos los informes y seguir tomando más notas, nos dio una serie de pautas: Desde ya tendría que tomar Hidroxil (que son unas vitaminas), Isovorin (ácido fólico) y Adiro. Una vez llegara el embarazo tendría que cambiar el Isovorin por Flebiom y ponerme heparina. Además me mandó una analítica más, para completar todos los datos, entre lo que se incluía las células natural Killers y las NKT. Una hora duró nuestra consulta, y salimos encantados. Resolvimos muchas dudas y estábamos deseando empezar con el tratamiento. Estamos seguros de que vamos por el buen camino.

1 feb. 2014

Barrigas alrededor

Parece que cuando una está embarazada no hace más que ver niños, carritos y embarazadas alrededor; pero cuando una ha pasado por uno o varios abortos todo el mundo se pone deacuerdo para ponerte cuantas más barrigas delante de la cara, mejor. Y ojo que yo me alegro mucho, muchísimo, de que otras mujeres estén viviendo esto tan maravilloso y que estén cumpliendo ese sueño que yo anhelo tanto. Es envidia sana, de verdad. Pero muchas se creen que porque yo no he conseguido mi segundo embarazo (de momento) y ellas estén con la barrigota bien a la vista me puedo morir de la envidia. Pues hombre, he de decir que sí lo paso mal, pero tampoco le hago budú a nadie con barriga, ni me voy a ir corriendo a llorar a casa si me dicen que viene niño o niña... En fin, mi compi de oficina está ahora de seis meses, es decir, más o menos del mismo tiempo que estaría yo si no hubiera abortado la última vez... Y bueno es un poco raro, pero no lo llevo tan mal. Es más me sienta peor cuando una de las chicas que sí sabía que yo estaba embarazada me mira con cara de lástima cada vez que me cruzo con la preñi por el pasillo. Como diciendo, mira, así podrías estar tú... Pues sí, ya lo sé. Y claro, te pones a pensar y más fechas cuadran. En el parque al que salimos con mi hijo hay dos mamis con peques recién nacidos, vamos que yo tendría uno igualito si no hubiera abortado la anterior vez... Bueno, dejaré de echar cuentas...

2 ene. 2014

Cambio de seguro privado

Hace quince días me he enterado de que mi empresa ha tenido a bien cambiar a todos los empleados el seguro médico privado... ¿Y yo ahora qué hago? Mis ginecólogos son todos de Sanitas, di a luz en un hospital de Sanitas, el pediatra de mi hijo es de Sanitas, cuando se pone malito le llevo de urgencias al mismo hospital de Sanitas donde nació... La empresa no dio ni si quiera opción de elegir pasar a Cigna, quedarnos con Sanitas, o renunciar al seguro médico. Directamente a partir del 1 de enero todos los empleados seremos de Cigna, y bueno me parecería bien si la empresa corriera con los gastos del seguro médico, pero es que encima los empleados pagamos una parte; y encima no tenemos ni voz ni voto. Nos hemos planteado contratar Sanitas de forma particular, más que nada por el pediatra del niño, pero al final, hemos decidido seguir con Cigna, más que nada porque como es obligatorio, probaremos a ver qué tal. Y las consultas del pediatra las pagaremos de nuestro bolsillo, reclamando posteriormente la parte correspondiente de reembolso a Cigna. El tema del ginecólogo ya no me preocupa demasiado, ya que ahora mismo no estoy en medio de ningún tratamiento, y no nos vendría mal cambiar un poco de "aires médicos" para este asunto, a ver si otro médico de otra consulta da con la tecla de qué está pasando.

1 ene. 2014

Otras Navidades más

En verano esperábamos dos bebés en la familia, hermanitos, niño y niña. Y el corazón del niño se paró a los siete meses y medio de gestación. Sólo nació Paula, una guapísima y risueña bebé que hace las delicias de todos. No está su hermano y ese vacío pesa. Los papás de Paula son primos de mi chico, y hemos pasado la nochevieja con toda su familia; en la que además de Paula y nuestro hijo hay muchos primitos más, la casa se llena de niños y alegran la casa nada más llamar al timbre. Hemos pasado estos días entre juegos, canciones, pañales y alguna que otra peleilla entre ellos. Ha sido muy divertido y lo hemos aprovechado a tope, y más sabiendo que hasta dentro de unos meses (probablemente semana santa) no nos volveremos a juntar todos, ya que vivimos muy lejos unos de otros. El momento de las uvas fue muy especial, triste, había muchos sentimientos. Justo después de partirnos de la risa viendo como el de al lado llenaba los mofletes de uvas... acabaron las campanadas y empezamos a besarnos y desearnos feliz año nuevo. Justo ahí empezaron a brotar las lágrimas de muchos de nosotros. El hermanito de Paula no estaba, había acabao otro año más y seguíamos sin darle un hermanito a Andrés, y además el abuelo de mi chico había fallecido también este año... Feliz Año a todos y que este año que entra se cumplan los deseos de todos.